Archivo | septiembre 2014

¿Qué hay detras de la ausencia?

Estaimad@s lectores

Hoy escribo nuevamente tras varios meses de ausencia, aun con sentimientos confusos pero con el animo de compartir nuevamente con ustedes.

Tras el 1er aniversario de este blog de que Marcas como
Chocokrispis(R) Warner’s(R) Marketing olfativo(R) I Bulb, entre otras, me apoyaran con obsequios para ustedes y de la maravillosa oportunidad que tuve de conocer a algunas lectoras al entregarles sus regalitos, pase a un estado sorprendente y maravilloso.

Tras casi un mes de malestares a los que no quize hacerles mucho caso, comence a pensar que estaba nuevamente embarazada pero mi logica me decia que no pues recien mi ginecologo reviso mi DIU y estaba muy bien despues de dos semanas más de achaques decidí hacerme una pruba de embarazo casera y en menos de 30 segundos esta resulta positiva ¿Cómo fue posible? pues como con cualquier metódo anticonceptivo (que no sea la abstinencia) el 1% de posibilidad de falla me toco a mi, se que no sou la única ni seré la ultima pero conciente de las
posiblidades tras este hecho me dirigí preocupada a consulta con mi ginecologo.

Una prueba de sangre para comprobar el embarazo, seguida de un ultrasonido, lo que yo temía resulto así, tenía 8 semanas de embarazo y el DIU traslocado en la cavidad uterina.
La consecuancia comenzo una semana despues, sangrado constante pero escaso, cuando este aumentaba terminaba en urgencias y me regresaban a casa con la única indicación de resposo absoluto, 4 semanas de no salir de casa de atender muy poco a mi hija de 2 años de no hacer practicamente nada y casi volverme loca volvi de nuevo a urgencias y los medicos temian que ni bebe ya no tubiera vida, pues no detectaban sus latidos, un nuevo ultrasonido nos indico lo contrario pude ver un bebe sano con ladidos normales, crecimiento adecuado, que ya se movía y se encontraba muy bien.

A la mañana siguiente 30 de agosto de este año me desperto un gran malestar, un dolor insoportable en el vientre, sin sangrado, por lo cual pense que pasaría, pero no fue así el dolor aumento ya no podía ni caminar, asi arrodillada solo pude orar, pedir que se hicera la voluntad de mi padre celestial y no la mía, pude levantarme para ir al hospital y entonces ocurrio lo inevitable…

Sentí una perdida de liquido y al revisarme, mi bebe quedó en mis manos, comence a perder mucha sangre y tambien se me desprendió la placenta, ¿ya que más podría ocurrirme? mi esposo y mi hija mayo estaban conmigo y todos quedamos devastados pero había que proceder y mi esposo con ayuda de nuestro Obispo y su esposa me llevarón al hospital para que me hicieran el legrado, y todo salio bien, pase tres días en el hospital y me dieron de alta. Hoy ha pasado una semana de que salí del hospital y a pesar de que aun no me siento del todo bien, tengo que retomar mi vida y mis actividades normales.

En estas semanas he sentido el gran amor de mis hermanas (de la Iglesia) que se encargaron de mis hijas, de alimentarlas, de apoyarme en todas las labores del hogar en acompañarme al médico si no esta mi esposo, me llenaron de llamadas telefónicas y palabras de aliento, me siento tan agradecida con todas ellas, motivada para trabajar a su lado cómo había dejado de hacerlo desde semanas atras.

Tambien agradezco la paciencia y la comprención de quienes me envian notas para compartir con ustedes, que me invitan a conocer las cosas, los lugares, las actividades que lcomparto con ustedes.

¡Estoy de vuelta! y me siento muy bien.

Nos leemos pronto.

Anuncios